26 C
Chetumal
diciembre 18, 2018
El Punto Sobre La i
Golpe de tinta

A su máximo esplendor los chantajes del diputado Filiberto Martínez Méndez

FLIBERTOChetumal.- Ni duda cabe que cuando los ciclos políticos inician su ocaso, resulta difícil aceptarlo. Y eso es lo que empieza a ocurrirle al diputado Filiberto Martínez Méndez, quien presiona, chantajea y traiciona a fin de continuar “mamando de la ubre”, como lo ha venido haciendo en la última década, desde que el exgobernador Félix González Canto lo convirtió de taxista en Playa del Carmen ha distinguido funcionario en la administración pública.

El diputado mostró este medio día los síntomas de su irremediable ocaso, cuando en la primera sesión de dos, que tuvieron lugar este día en el Congreso del Estado, quiso polemizar y mostrar su compromiso con las mejores causas feministas, aun cuando en esta materia esta reprobado. El químico logró, eso sí, momentos de tensión aprovechando que los diputados de  su fracción priista discutían avalar o desechar, en lo particular, las leyes secundarias derivadas de la reforma a la Ley Electoral de Quintana Roo, misma que regirá la elección del 2016.

Al respecto, hay que decir que fueron varios temas trascendentales que se modificaron o reformaron. Pero, el que se refería al de la llamada paridad horizontal fue el más discutido considerando que, tanto diputados del tricolor como opositores, pedían agregar la paridad horizontal en el nuevo reglamento electoral.

Ése fue el pretexto más oportuno que necesitaban algunos diputados, como Filiberto Martínez Méndez, para despotricar contra el nuevo mandato legislativo y, así, cobrar facturas pendientes, vengarse, enseñar el verdadero cobre y dejar constancia que él no está jugando con el equipo del gobernador Beto Borge.

Como toda ley que resulta un parteaguas en la historia local, resultaba obvio que la nueva normativa político-electoral no iba a agradar a todos los quintanarroenses. Y esto, porque se opone a que malandros, como Filiberto Martínez y otros “gandules” que han pretendido “saquear” a Quintana Roo, sigan medrando de la política y tomen como rehén al órgano electoral local.

Es difícil comprender los motivos por los que, tanto diputados opositores como de grupos recónditos del PRI, pretenden desprestigiar la reforma electoral sobre paridad. Baste recordar que estos últimos nunca antes habían pugnado por los intereses de las mujeres hasta que el Presidente Enrique Peña Nieto lo hizo hace dos años.

Hoy, para sorpresa de “Juan Pueblo”, todos se cuelgan del tema. Esos son los casos del diputado independiente, Jorge Carlos Aguilar Osorio; el del diputado Luis Fernando Roldán Carrillo, de Movimiento Ciudadano; el del petista en proceso de extinción, Hernán Villatoro Barrios y, desde luego, de los panistas sin levadura Sergio Bolio Rosado, Perla Tun y Trinidad García Argüelles.

Desde luego, que no puede pasarse por alto la postura coincidente y coherente de las diputadas Perla Tun Pech y Trinidad García Arguelles, quienes pretendían aterrizar la paridad horizontal para garantizar que, cuando menos, cinco mujeres encabecen las planillas de las 10 presidencias municipales que estarán en juego en julio próximo (hay que recordar que el nuevo municipio de Puerto Morelos se regirá con un Consejo Municipal electo por el Congreso del Estado).

Pero, fuera de esa confusa y sobredimensionada diferencia entre la paridad vertical con la horizontal, la nueva normatividad electoral de Quintana Roo representa, por supuesto, un enorme avance para las mujeres.

Por ejemplo, reglamentariamente, las mujeres ya tendrán el 50 por ciento de los espacios de las planillas en los ayuntamientos; el 50 por ciento de los 15 distritos electorales para diputaciones locales y el 50 por ciento en la lista de diputados plurinominales.

Por eso, no podría pasar desapercibido la sospechosa actitud de los diputados priistas Filiberto Martínez Méndez y Jesús de los Ángeles Pool Moo, quienes amagaron con votar en contra de las leyes secundarias, lo cual sucedió, al fin y al cabo, porque abandonaron la sesión.

A esta actitud sospechosista de Don Fili y Don Chucho Pool, habría que agregar las muy cuestionables inasistencias de las diputadas Susana Hurtado Vallejo y Maribel Villegas Canché, quienes sólo corroboraron con estas acciones que no están comprometidas con el gobernador Beto Borge.

Hasta el más ingenuo de los mortales podrá entender que  los “petardos” que lanzó Filiberto Martínez, este medio día, son la señal más clara de que sus patrocinadores y él mismo piden a gritos negociar nuevas encomiendas para el futuro inmediato.

Pero, también, permite vislumbrar o presumir que las cosas al interior del equipo de precampaña de Carlos Joaquín no andan del todo bien. O cuando menos, las cosas no están saliendo como lo planearon el actual Subsecretario de Turismo federal y sus operadores en el Congreso del Estado porque, de otra forma, no se entiende o no se justifica la urgencia del buen Fili para negociar antes de tiempo.

No hay que olvidar que las reformas estructurales del gobierno federal y su armonización en los estados son un asunto de la mayor trascendencia y responsabilidad pública y no un pretexto para las bravuconadas con sabor a desesperación. Ahí la dejamos.

Esperemos con paciencia y comprensión qué inventan Fili y Chucho para que su ocaso político no sea prematuro.

Notas relacionadas

Más que cínico: Félix Serrato busca la reelección como líder sindical del congreso del estado

El Punto Sobre la i

Mujeres “con la velita encendida” para las elecciones del 2016

El Punto Sobre la i

Ni vendiendo pepitas levanta su imagen la diputada federal “SúperLiz”

El Punto Sobre la i

Además de “patito”, ilegal la designación de Adriana Isla como presidenta interina de la Cdheqroo

El Punto Sobre la i

Alexander Zetina insiste en apoyar al impopular y “trácala” Javier Padilla como candidato a diputado por Bacalar

El Punto Sobre la i

A río vuelto ganancia de Pedro Flota…

El Punto Sobre la i

Deja un comentario