alejamiento-fieles-iglesiaPor: Imelda Hernández.

Chetumal.- Después de dar a conocer que la difícil situación económica por la que atraviesa el país en general, así como el pago de impuestos aplicado a las iglesias por la Secretaría de Hacienda, ha propiciado que disminuya en un 15% las obras de caridad en templos católicos, Marco Antonio Delgado Rodríguez, Vicario Pastoral de la Prelatura en Quintana Roo, aseguró que es urgente que el gobierno federal meta orden para evitar que siga en aumento la violencia en México.

Explicó que la difícil situación económica que prevalece en el país, así como el pago de impuestos a la Secretaría de Hacienda que se registra desde el año pasado, ha propiciado que disminuyan los servicios en las escuelas católicas como: bodas, XV años, primeras comuniones, bautizos y misas de cuerpo presente, debido a que rigurosamente se tiene que aplicar el impuesto que exige el Servicio de Administración Tributaria (SAT).

Agregó que por si esto fuera poco ha disminuido el número de feligreses que todos los días acudían a escuchar misa tanto en zonas rurales como en urbanas, debido a la difícil situación económica que se vive en el país, ya que algunos viven en zonas sumamente alejadas que tienen que desembolsar alguna cantidad de dinero para llegar a las iglesias, además de que realizan gastos en la compra de útiles escolares, uniformes, zapatos, alimentos y medicamentos, entre otros.

Delgado Rodríguez, indicó que por si esto fuera poco la declaración mensual o anual que se realiza ante Hacienda, se le dificulta a los padres de edad avanzada, debido a que desconocen el tipo de procedimientos que exige Hacienda para realizar la declaración fiscal correspondiente, además de que se tiene que tomar un curso para aprender o bien pagar a un contador para que lo haga.

En este orden mencionó que todos los sacerdotes del país se han unido en una sola voz para solicitarle a las autoridades de los tres niveles de gobierno, acabar con la ola de violencia e inseguridad que se vive en México, debido a que el año pasado desaparecieron 43 estudiantes de preparatoria en el municipio de Ayotzinapa en el Estado de Guerrero, además del homicidio de un sacerdote, esto sin dejar de mencionar los secuestros, homicidios y extorciones que se realizaron durante el 2014.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí