Chetumal.-La tormenta tropical Amanda provocó fuertes escurrimientos en la zona sur Quintana Roo, afectando las carreteras de los municipios de: Othón Blanco y Bacalar; así como cortes en el servicio de energía eléctrica, los productores reciben con beneplácito la abundante precipitación pluvial pues trae como consecuencia que los jagüeyes se llenen a su máxima capacidad y los pastizales se recuperen aceleradamente.

Aunque no se ha observado corte de carreteras, los niveles de escurrimientos han alcanzado hasta un metro sobre las carreteras en las partes bajas, en el transcurso de las horas estos niveles descendieron notablemente.

No se debe de perder de vista que posterior a la tormenta Amanda se espera el cruce de la tormenta Cristóbal, que probablemente estará recibiendo lluvias provocadas por un canal de baja presión con ingreso de humedad del Océano Pacífico y Golfo de México

Si se observa que Amanda trajo fuertes inundaciones en los países centroamericanos, y se tiene en cuenta las fuertes inundaciones que afectaron el sur de los Estados Unidos: principalmente los estados de Mississippi y Tennessee en los meses de febrero y marzo; mientras que en el mes de mayo el estado de Michigan sufrió fuertes inundaciones mismas que provocaron más de 10,000 evacuaciones.

El sur de Quintana Roo se encuentra anegado y de presentarse más lluvias con una intensidad similar a la de la tormenta Amanda, se debe de permanecer en alerta pues no se deben descartar inundaciones en zonas amplias, especialmente en las bajas, que se encuentran el sur del estado, especialmente la zona de la Unión.