El Punto Sobre La i
Home » Estudiantes pasan “las de Caín” en módulos del SAT para tramitar RFC
Othon P. Blanco

Estudiantes pasan “las de Caín” en módulos del SAT para tramitar RFC

sat 4Por Mario Castillo Rodríguez

Chetumal.-Estudiantes del nivel medio superior en plena etapa de concluir sus estudios y adentrarse a la vida laboral ya empiezan a conocer “las bondades burocráticas” del Servicio de Administración Tributario de nuestro país.

Y es que en las últimas semanas alumnos de los sextos semestres de bachillerato que residen en la ciudad de Chetumal han pasado “las de Caín” haciendo el trámite para obtener su Registro Federal de Contribuyentes (RFC), que exigen sus respectivas instituciones como parte de los requisitos para enlistarse a las pasantías o servicios sociales, según sea el caso.

El retraso en las citas, estricta documentación y prepotencia por parte de quienes están detrás de las ventanillas, es parte del engorroso burocratismo al que tiene que enfrentarse, siendo los alumnos menores de edad los que más barreras deben transitar para lograr el objetivo.

Los alumnos que aún no cumplen la mayoría de edad y provienen  de familias disfuncionales, sufren un verdadero calvario en busca de cumplir la cuota exigida por las escuelas, ya que uno de los principales requerimientos a cumplir ante el SAT es llevar un documento con las firmas y credenciales de elector originales de ambos padres.

Cabe señalar que de acuerdo a cifras no oficiales proporcionados por el propio personal de esta instancia federal, más del 50 por ciento de los estudiantes padece esta situación pues la gran mayoría vive solo con sus madres o abuelas, y en algunos de los casos están bajo tutela de los padres, por lo que conseguir la documentación y respaldo de ambos es prácticamente un imposible ante la lejanía que mantienen los familiares después de divorcios o separaciones.

Este requisito que para muchos es innecesario, obedece a estrictas y novedosas normas educativas que de igual manera favorecen a las empresas e instituciones donde los jóvenes acudirán a hacer pasantías y servicios sociales, pues algunas de ellas otorgan becas, compensaciones y apoyos para transporte u otros a los estudiantes que pueden y necesitan justificar de manera contable.

Ante tales circunstancias, es difícil pues evadir la enorme relación de amor y odio que el mexicano tiene para con la burocracia que nos rodea en muchas de las instituciones y dependencias, pues de acuerdo a estudios más del 40 por ciento de los mexicanos ha tenido alguna complicación para realizar trámites u obtener algún servicio del gobierno.

¿Es así como la Secretaría de Hacienda y Crédito Público vía SAT pretende acercar a la formalidad a los pequeños comerciantes del país? ¿Es así como a través de trámites engorrosos pretenden cambiar esa imagen diferente a la que el fisco mexicano le ha abonado desde décadas atrás con su trato prepotente y autoritario? ¿O Usted qué opina?

Notas relacionadas

¿Podrá Carlos Álvarez Escalera con el paquete de la PGJE?

El Punto Sobre la i

Sindicalizados de TELMEX se suman a manifestación nacional

admin

CAPA auxilia a familias inundadas y desazolva sistema de drenaje pluvial

Falta de espacios, limita también participación de jóvenes en elecciones

Pensionados y jubilados demandan pago real de prestaciones retenidas desde 2008

admin

Antorchistas amenazan con plantón permanente frente a Palacio Municipal

El Punto Sobre la i