El Punto Sobre La i
Othon P. Blanco

Delegada del INAH Quintana Roo con un pie en la cárcel

Por Mario Castillo Rodríguez

Chetumal.-Por incurrir en desacato a una sentencia de índole federal, la delegada del Instituto Nacional del Antropología e Historia (INAH) en el estado de Quintana Roo Adriana Velázquez Morlet, será objeto de una denuncia del orden penal, misma que interpondrá el ciudadano Yesid Contreras Beltrán, producto del despido injustificado que este 2016 suma ya 13 años.

Por no prestarse a las corruptelas de la citada funcionaria, despedido arbitrariamente en el año de 2003 cuando se desempeñaba en el cargo de Administrador del Centro del Instituto Nacional de Antropología e Historia de Quintana Roo, el agraviado no ha sido reinstalado a pesar de que ganara el juicio laboral en el año 2014.

El laudo a favor de Contreras Beltrán fue emitido por el Tribunal Federal, y 21 meses después Adriana Velázquez se niega a reinstalarlo, y desde luego, a pagar los salarios caídos, primas vacacionales y demás conceptos que suman a la fecha, y que a decir del afectado circundan en los 3 millones de pesos.

Denuncia“Se ha negado a  cumplir una orden de un Tribunal Federal que falló a mi favor, reinstalándome como administrador. Esta demanda inició en el 2003, en el 2014 se gana la demanda después de tres amparos y una serie de vicisitudes. A partir de octubre de 2014 se ordena al INAH  a través de la delegación a  que se me reinstalara en mi cargo con carácter operativo e idénticas funciones de cuando fui despedido, que se me restituyan los salarios transcurridos, y que se me reconociera la antigüedad; y hasta la fecha no se ha hecho ningún trámite para cumplir el fallo judicial”, explicó el trabajador afectado.

Agregó Yesid Contreras que en enero 19 de este 2016 se logró que la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, por orden del Tribunal Federal procediera a dar cumplimento, lo cual no se concretó toda vez que no fue de acuerdo al fallo, ya que la delegada jamás estuvo presente en la diligencia, y se pretendía restituir con un contrato a modo que trataba de burlar la antigüedad del demandante.

“El pasado 29 de junio se da una segunda diligencia entre el actuario, el suscrito y las autoridades del INAH; fecha en que tampoco se presenta la Delegada ni la administradora, sino una encargada de los asuntos legales, y se da una situación similar toda vez que no se hace el pago correspondiente, ni se expide una carta que restituyan mis derechos como tal”, agregó.

Cabe agregarse que como parte del proceso iniciado por el agraviado, se procedió al embargo de las cuentas bancarias del INAH, mismas que fueron dejadas en ceros por la delegada y su actual administradora Silvia Inchuástegui Pichardo, lo que de igual manera se interpreta como delito.

Por tal motivo, indicó Contreras Beltrán que el siguiente lunes 11 de julio del año en curso, acudirá ante la Fiscalía Federal de la República a interponer la denuncia penal correspondiente, por incurrir en desacato continuo a una orden federal, toda vez que Velázquez Morlet y su compinche, están cometiendo un delito que se castiga con la cárcel y la destitución de sus funciones.

Es decir, Adriana Velázquez Morlet está con un pie tras las rejas, y con riesgo de que su reinado al frente de la Delegación del INAH Quintana Roo -en la que ha permanecido por 22 años- se vaya al caño junto con la ola de irregularidades y corruptelas que han salido a la luz a pública en éstas últimas dos décadas.

Notas relacionadas

Campesinos quintanarroenses claman auxilio manifestándose en la Sagarpa

admin

Corren a Luis Gamero por oportunista

El Punto Sobre la i

1.6 MDP requiere el ICA para rehabilitar el Centro Cultural

admin

Deja un comentario